EL TÁNDEM TRADUCTOR-REVISOR, GARANTÍA DE CALIDAD

En Traductam nos esforzamos cada día en ofrecer un servicio de traducción excelente a nuestros clientes y por ello hacemos mucho hincapié en la revisión de las traducciones antes de la entrega. Por eso siempre aconsejamos contratar este servicio, que incluye la traducción y la revisión por dos profesionales distintos, para asegurar la calidad óptima de las traducciones.

Sin embargo, en más de una ocasión, al presentar un presupuesto de traducción, tenemos que responder a preguntas que les surgen a algunos clientes potenciales. ¿Por qué es necesaria una revisión? ¿Acaso las traducciones no son de buena calidad? Al contrario. Queremos ofrecer un servicio impecable y por eso, siempre que la partida presupuestaria del cliente lo permite, implantamos un tándem traductor-revisor.

¿Cuáles son las ventajas de incluir un servicio de revisión?

A pesar de su mirada experimentada, un traductor profesional puede cometer algún desliz. En condiciones ideales, dejará «descansar» su texto. Es decir que dejará pasar algunas horas –o incluso días– antes de volver a leer su traducción y, si es necesario, introducirá correcciones. Sin embargo, a causa de los plazos de entrega exigidos, no siempre es posible llevar a cabo esta relectura pausada. Aunque el traductor vuelve a leer su texto antes de la entrega, puede que se le escape una errata o un contrasentido. A veces ocurre, todos somos humanos.

Ahí entra el trabajo del corrector profesional. El revisor aborda el texto desde una nueva perspectiva, lo descubre con una mirada fresca. Gracias a su ojo avizor, detecta las faltas que pueden haberse colado en la traducción. Más allá de una revisión gramatical y ortográfica, plantea sugerencias al traductor para perfeccionar el estilo del texto definitivo.

¿Cuándo es aconsejable contratar un servicio de revisión?

En la medida en que el presupuesto del cliente lo permite, en Traductam siempre aconsejamos que se contrate el tándem traductor-revisor. Ahora bien, hay determinados tipos de contenidos en los que una revisión es imprescindible.

  • Ámbito del marketing y la comunicación: es recomendable que todas las traducciones de los contenidos que se publicarán o con vocación comercial, como el sitio web, un catálogo de productos, un folleto comercial o una campaña publicitaria, se sometan a una corrección pormenorizada por parte de un revisor profesional antes de ser publicadas o impresas. La razón es sencilla: cuatro ojos ven más que dos y es mucho mejor (y más barato) solucionar cualquier errata al principio que una vez publicado el documento.
  • Ámbito del derecho y la economía: un acuerdo comercial, un contrato de compraventa y cualquier traducción jurada también debería ser objeto de una revisión antes de su entrega. En este caso, es primordial asegurarse de la exactitud de la terminología.
  • Ámbito científico y técnico: en el ámbito de la salud es fácil ver la importancia de revisar los contenidos antes de su publicación. ¿Imagináis las consecuencias que podría tener publicar un folleto de un medicamento con un error de traducción?

Traductam: nuestra metodología de traducción

En Traductam, los proyectos de traducción incluyen tres fases para asegurar la calidad óptima de los contenidos entregados al cliente.

Al hilo de los intercambios con el revisor, el traductor enriquece su estilo y sus traducciones mejoran. Cuando estos dos profesionales tienen una relación de respecto mutuo, surgen debates muy interesantes y ambos pueden aprender mucho el uno del otro. La implantación de un tándem traductor-revisor es por consiguiente garantía de calidad y sinónimo de profesionalidad.

Artículos relacionados:

 

 

2018-11-29T17:48:37+00:00 29/11/2018|

Leave A Comment

*